Con la tecnología de Blogger.

Seguir por correo

COSMOEPIDEMIA (relatos desde el subconciente)

Asamblea galáctica intersistémica # 375. Ciclo estelar 17897.

Tras serios enfrentamientos entre las razas del sector β- 3, tras muchos conatos de guerra, iniciaron las negociaciones de paz en el sector y se reanudaron las sesiones de colaboración. Las sesiones eran tensas, hubo decenas de ellas en las que se ausentaron los Reptilianos, en otras tantas fueron los grupos Grises en otras los Insectoides y en otras más, fueron los Anunnaki.

La pacificación del sector β- 3 era lenta y prácticamente infructuosa., sin embargo, en esa asamblea en particular, la temática era apremiante y sin precedentes. Hacía varios cientos de ciclos estelares que no existían las epidemias entre las razas que conformaban el sector, excepto por la Tierra, y esta epidemia había matado a muchos más individuos juntos que las epidemias de las que se tenían registros. Se trataba de brotes incontrolables de intoxicación priónica, que hasta entonces solo se habían presentado en el planeta Tierra y en proporciones extremadamente bajas, al menos entre los humanos. De manera que se sospechaba que el problema había sido causado deliberadamente por medios artificiales.

La sesión contó con la presencia de todos los delegados de las distintas razas del sector β- 3. Estaban todos los grupos Humanoides, incluyendo a los Pleyadianos, que eran los más influyentes. Los Draconianos incluso mandaron un Embajador, cosa que jamás habían hecho, no solo enviaron a un delegado Reptiliano, sino que demostraron su interés al enviar a un funcionario de la dignidad de un Embajador. Los Anunnaki enviaron a su diplomático más avispado y reconocido en todo el sector. Los grupos de Grises que estaban en situación de conflicto se sentaron juntos, lo que siempre se habían negado a hacer. Los Insectoides también se presentaron, pese a ser constantemente rechazados y vistos con recelo por los demás grupos, en especial por los Humanoides y los Grises de Mintaka y los de Zeta Retículi 2, esto por tener fama de esclavistas en los sectores β- 4 y α- 2 y presentarse como partidarios de la libertad en el sector propio.

El Moderador del evento era un Ministro Arcturiano, la importancia de la reunión podía entonces inferirse puesto que los Arcturianos suelen ser muy neutrales y no inmiscuirse en los asuntos concernientes a los conflictos entre las demás razas.

El Moderador dio la palabra al Delegado de los Grises de Orión.

 Nuestras investigaciones han arrojado que la causa de las muertes recientes, asociados a cuadros similares a coreas, con neuropatías no inflamatorias, fueron causadas por moléculas priónicas, muy similares a las que se hallaron hace un par de ciclos estelares en La Tierra. En dicho planeta se maneja la teoría de que los restos biológicos que contenían a la molécula priónica eran las responsables de transmitirla.  apuntó el Delegado de Orión.

 Es la misma información que poseemos nosotros  informó el Delegado Insectoide de Zeta Ophiuchi.

 La nuestra es igual.  Señaló el Delegado Insectoide de Gamma Cygni.

 Además de esto  intervino el Delegado Pleyadiano  desde la Tierra se ha podido observar que estas moléculas son productos biosintéticos, lo mismo que hemos podido observar en los casos presentados en los planetas pertenecientes a nuestra confederación.

 Nosotros hemos sido incapaces de sintetizar la molécula priónica por medio artificiales o por biotecnología.  dijo el Delegado de Insectoide de Delta Crucis.

 En nuestro planeta lo hemos logrado dijo el Delegado Gris de Mintaka.  Nuestra molécula tiene un 86.4% de similitud con la molécula original de la Tierra, pero esta no produce ninguna enfermedad en los animales de laboratorio. Ni siquiera en animales terrícolas.

 La evidencia apunta a que errores de transcripición son los causantes de que se sintetice esta molécula en el sistema nervioso. De manera particular en nuestro planeta hemos observado este fenómeno, más bien se ha asociado a alteraciones genómicas de origen desconocido.  dijo Delegado Insectoide de Delta Crucis.

 Nosotros tenemos información de que los humanos de la Tierra poseen genes que encriptan la secuencia para sintetizar estas moléculas.  Dijo el Delgado Gris de Orión.

 Parece  dijo el Embajador Draconiano, mientras se miraba distraídamente las garras  que se trata de un defecto humano. No me extrañaría  dijo en tono altanero  que los Humanoides, siendo ellos los que aportaron la mayor parte del genoma humano de la Tierra, estuviesen involucrados con este problema.

 Nosotros  intervino el Delegado Humanoide de Procyon, sacudiéndose la túnica  conocemos completo nuestro genoma, nuestro proteinoma y nuestro transcriptoma, a diferencia de otras razas.

 Calma  dijo el Delegado Humanoide de Ummo  en efecto, señores, nosotros no poseemos tales genes. Si usted, Su Excelencia, observa nuestras pantallas, podrá ver detallados esquemas de nuestros patrones genómicos y de transcripción, en los que puede constatar lo que le decimos.

 Además  tosió el Delegado de Alpha Centari  se sabe en todo el Universo Conocido que tanto los Reptilianos como los Anunnaki moldearon el código genético de varios grupos de nuestros hermanos de la Tierra.

 No pueden acusarnos a nosotros.  dijo el Delegado Humanoide de Sirio Nuestra confederación acordó el uso con fines pacíficos de los avances biotecnológicos desde el inicio de las tecnologías genómicas.

En las pantallas se observaban los modelos de las moléculas priónicas halladas en cada planeta, así como los patrones de transcripción según los cuales se sintetizaban dichas moléculas. Las pantallas de los Delegados Humanoides del planeta Emanuelle tardaron en aparecer, ya que el Delegado masculino intentaba torpemente programar su pantalla con una sola mano, mientras sus demás sentidos estaban puestos en procurarle placer a su compañera Delegada. Por su parte, las pantallas de los Reptilianos y de los Anunnaki estaban en blanco

 ¿Por qué no presenta sus observaciones, señor Delegado?  preguntó el moderador, dirigiéndose al representante Reptiliano.

 ¿No quieren mencionar por qué no han presentado sus casos? Sospechosamente parecen querer esconder algo  acusó el representante de los Pleyadianos.

 En realidad es porque no tienen ninguna observación. Les avergüenza haber sido incapaces de identificar al agente tóxico que los está afectando  dijo el representante de los Anunnaki en tono burlón.

 Me rehusó a responder a tal provocación respondió el representante de los Reptilianos.

 Tal actitud es sospechosa  mencionó el representante de Alpha Centauri.  Ustedes suelen ser ostentosos y hacer alarde de sus avances tecnológicos. Así pues, se sabe que ustedes son grandes genetistas. No dudo que ustedes estén involucrados en esta atroz epidemia.

 Eso es ridículo, tendríamos que haber contaminado miles de reservas de alimentos, de líquidos. Nosotros aun estamos investigando los mecanismos de transmisión de este agente.  dijo el Embajador de los Draconianos.  Además, no arriesgaríamos las vidas de nuestras tropas con este prión.

 Eso dicen ustedes, pero nosotros sabemos que ustedes tienen a su servicio seres bidimensionales creados por ingeniería genética.  dijo el Delegado de los Grises de Zeta Retículi 2.  Los humanos de la Tierra los llama “Gente de Sombra”.

 Señores  dijo el moderador  Por favor manténganse apegados al tema que se está tratando.

 Claro  dijo el enviado de los Reptilianos.  Ya que lo mencionan, ustedes los grises son expertos en genética igual que todas las razas que están presentes aquí. Ustedes, grises  dijo esta última palabra con un dejo de desprecio.  Han tenido un historial de errores en sus experimentos, desesperados por ser capaces de reproducirse. Como ejemplo tienen a los albinos y a los despreciables seres que ustedes vergonzosamente trataron de ocultar en la Tierra y que los humanos de ahí llaman “Hombres Delgados”.

 Asimismo tienen en su historial al tristemente célebre “Chupacabras”  señaló el Delegado de los Anunnaki.  Son una vergüenza para la ingeniería genética.  El delegado de los Anunnaki y el de los Reptilianos esbozaron una horrible mueca de burla, como en complicidad y luego el Embajador de los Draconianos carraspeó, ante lo cual ambos funcionarios recobraron la compostura y se miraron con recelo. A los Draconianos no les gustaba esa simpatía entre sus sirvientes los Reptilianos y los Anunnaki.

 Lo que intentaba dar a entender, antes de que fuera miserablemente interrumpido, es que no es de extrañar, tomando en cuenta estos fiascos, que esta cosmoepidemia sea resultado de uno de esos acostumbrados y oprobiosos errores que ustedes los grises cometen en sus investigaciones.

 Nosotros no lo creemos posible  dijo el representante de los Insectoides de Delta Crucis  puesto que…

 Ese señalamiento que ustedes hacen  interrumpió indignado el Delegado de los Grises de Orión  es terriblemente doloso, señores. Y más falso que la mujer barbuda de un circo. Además, nosotros tratamos de realizar estos experimentos que mencionan a fin de recobrar la capacidad de reproducirnos, que gracias a las radiaciones lanzadas por los Sirios, nuestra raza ha perdido.

 ¡Momento!  exclamó levantándose el Delegado de los Sirios.  ¿Cuántas veces tenemos que explicarles, señores del grupo de los Grises, que nosotros los Sirios, como los Centaurianos y los Andromedianos y toda la Confederación Humanoide estamos en contra del uso de radiaciones Omicrón? Tales son las radiaciones que los afectaron.

 Señores, apeguémonos al tema  insistió el moderador Arcturiano.

 Sin embargo se han detectado radiaciones Phi, las cuales son utilizadas exclusivamente por ustedes los Sirios  observó el Delegado de los Reptilianos.  Sabemos que esas radiaciones fueron las que transformaron las conductas de apareamiento de los Humanoides del ahora llamado planeta Emmanuelle, las cuales, a fin de cuentas los transformaron en maniáticos sexuales.  Todos los presentes viraron hacia el lugar de los representantes del planeta mencionado y vieron que estos ya no estaban y además notaron apagados murmullos provenientes de detrás del escritorio.

Tras un incómodo silencio, la discusión reinició.

 Nosotros usamos las radiaciones Phi para cambiar la longitud de onda de los rayos X, esto con fines curativos. De esa forma utilizamos una alternativa útil e inocua para tratar el cáncer, debido a lo cual, nosotros no padecemos neoplasias de ninguna índole.

 Pero no quiere decir que no utilicen esos rayos con fines bélicos  dijo el Delegado de los Grises de Orión.

 Nuestras regulaciones son muy estrictas. Ningún grupo dentro de la confederación Humanoide tiene permitido el uso de radiaciones Phi con fines bélicos.  Intervino el Delgado Pleyadiano.

 Pero puede haber disidencias  dijo distraídamente el Embajador de los Draconianos.

 Es verdad, ustedes se han planteado siempre como seres pacíficos. Ustedes han engañado a los humanos de la Tierra haciéndoles creer que son los buenos de la historia  dijo el Delegado de los Reptilianos.  Pero esa es una actitud falsa, pues sabemos que hace cientos de miles de ciclos estelares, en galaxias muy lejanas, el sistema en el que habitaron mis ancestros fue destruido por un artilugio bélico, operado por un Humanoide de oscuros poderes. La lucha entre las facciones de esos Humanoides culminó con la victoria de los que ahora conocemos como ancestrales. Ellos destruyeron ese artilugio bélico, pero después se dedicaron sistemáticamente a la extinción de mi raza  gimió el Reptiliano y prosiguió enjugándose una lágrima.  Fue una larga lucha la que los Reptilianos tuvimos que llevar a cabo para conseguirle un planeta donde vivir a Nuestro Señores Draconianos, así como un lugar donde vivir para los Reptilianos y nuestros hijos. ¡Mis ancestros han muerto por tal guerra! ¡Vi morir a mis padres y a mis hermanos!  chilló el reptil asiendo con fuerza su túnica a la altura del pecho.

 Tranquilícese, Delegado, por favor. No vinimos a discutir eso.  Insistió el moderador.

 Lo peor del caso  intervino el Embajador Draconiano  es que descaradamente llegan con los humanos de la Tierra a venderles falsas esperanzas, pidiéndoles que evolucionen espiritualmente  dijo esto en un tono burlón  porque ustedes son ellos en el futuro. ¡Dejen la hipocresía! ¡Ustedes quieren convertir a los humanos en seres aun más bélicos! ¡Quieren trasladarlos al pasado! ¡Quieren llevarlos como refuerzos a las guerras del sector β- 7 a fin de exterminar a nuestra raza del universo! ¡Lo que no pudieron hacer solos en aquel entonces!  exclamó el Draconiano extendiendo las membranas detrás de su cara, como muestra de su ira.

 ¿Debo recordarles que quién los echó de su sistema original era un ser híbrido de extraños poderes psíquicos?  dijo el Delegado de Tau Ceti.  Un extraño ser híbrido conocido como “El onagro” de quien se sabe descienden todos los Grises. Una vez más ¡No fuimos nosotros!

 Señores, basta ya de esta discusión estéril.  Se hizo escuchar el moderador Arcturiano.  Les recuerdo que cada uno de los grupos que habitamos en el sector β- 3 se enfrenta a un holocausto de proporciones nunca antes vistas. Seamos concientes de que el objetivo que nos atañe hoy es común y tenemos que encontrar una solución, antes de que el problema se haga más grande. Si desaparecemos por esta enfermedad, no habrá tiempo para averiguar qué sucedió en las guerras del sector β- 7 y como alteró nuestra historia. Eso es secundario ahora, señores. Señor Delegado  dijo dirigiéndose al representante de los Insectoides de Delta Crucis.  Sea tan amable de proseguir.

 Decía hace unos momentos que en nuestros planetas no creemos posible que se trate del resultado de un error en experimentos genéticos. Hemos podido observar que las cadenas β de los priones presentes en cada planeta tienen una configuración espacial diferente y una composición distinta, ninguna cadena de aminoácidos es igual en las distintas moléculas criónicas que se han caracterizado en cada zona de nuestro sector. Además estas curiosas diferencias parecen hacer que estos priones sean especie- específicos.

 Y parece ser  intervino el Delegado Gris de Zeta Reticuli 2  que por alguna razón esta enfermedad afecta con mayor frecuencia a individuos relacionados con el desarrollo o construcción de tecnología. Nosotros tenemos un paciente que está en las etapas tempranas de la enfermedad y hemos observado que está perdiendo progresivamente la coordinación ojo- mano, además de que en el neocórtex todos los sectores cognitivos se están dañando. Toda capacidad para realizar trabajos científicos o tecnológicos se están deteriorando y al final, el control de sus funciones vitales será destruido

.

Tras otro silencio incómodo, el cuerpo del moderador Arcturiano tembló y su voz cambió diciendo:

 Tal como serán destruidos todos sus líderes y sus tecnologías.

 ¿Qué es lo que dijo?  preguntó consternado el Delegado Andromediano.

 ¡Lo que oíste!  rugió una voz desde una esquina del salón y un disparo cruzó la habitación para asesinar al delegado.

Un grupo de seres con piel XXXXXXXXX, XXXXXXXXXuna cara con XXXXXX XXXXXX y grandes XXX salió de entre las sombras al tiempo que un ser de la misma naturaleza salía del cuerpo del moderador Arcturiano. Ninguno de los delegados podía usar sus poderes psíquicos ni sus armas, estaban completamente indefensos.

 Henos aquí, la raza más desconocida del universo, la raza XXXXX a la que ustedes esclavizaron cientos de miles de ciclos estelares atrás. Nos quitan nuestros sagrados alimentos y nos han usado por eones como fuerza de trabajo y fuente de alimentos, ¡pero se acaba hoy! Fuimos nosotros los creadores de los priones y los llevamos en nuestros cuerpos, primero como víctimas de la enfermedad haciéndoles creer a todos ustedes que éramos víctimas también, pero ahora hemos salido de nuestro escondrijo para traerlos a la justicia de nuestra raza. Aboliremos todo avance tecnológico de la faz de nuestro sector y serán ustedes nuestra fuerza de trabajo, cultivarán los campos, cuidarán los bosques y nos servirán de alimento. ¡Nunca más un XXXXXX será parte de una yunta! ¡Nunca más se arreará o estabulará a los XXXXXX! ¡A ellos!

Tras la orden el comando XXXXXX capturó a los delegados de cada raza estelar para ocupar sus cuerpos y hacerse pasar por ellos en sus respectivos planetas y sistemas estelares, a fin de llevar el prión a todos los rincones del sector β- 3 y paulatinamente atrofiar las capacidades tecnológicas de las razas, para al final lograr una vida sencilla, en la que se preocuparan únicamente por trabajar el campo con ayuda de las bestias que en adelante serían sus esclavos y también por tener muchos hijos y vender queso y juguetes de madera en las esquinas de las ciudades de los demás sectores estelares.



Fuente cropdatos.blogspot.com

0 comentarios:

Publicar un comentario